Español
Gamereactor
artículos
Destiny 2

Destiny 2: La Reina Bruja tiene que ser una revolución

El querido shooter de Bungie ha entrado en una rutina de reciclaje, y la luz al final del túnel parece ser la próxima expansión, que llegará en 2022.

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio
HQ

He sido un gran fan de Destiny desde que salió el original en 2014. A lo largo de los años, este universo de ciencia ficción, creado meticulosamente por Bungie, ha crecido desmesuradamente y, mientras nos ponemos en la piel de nuestros Guardianes portadores de Luz, nos ha llevado a lugares increíbles para luchar contra seres inmensamente poderosos. Sin embargo, durante estos últimos meses, me ha costado cada vez más poder disfrutar de este mundo, al cual he dedicado miles de horas. Destiny 2 se ha quedado obsoleto y le falta innovación, y estoy preocupado porque no parece que vaya a haber ningún gran cambio hasta que salga la expansión de la Reina Bruja, que ahora se ha retrasado de 2021 a 2022.

Soy un grandísimo seguidor de Bungie y de este juego, pero todas las últimas temporadas han sido iguales: repetir las nuevas actividades de temporada, subir de nivel a un comerciante y conseguir nuevo equipamiento, mucho del cual es equipamiento de Destiny 2 reciclado. Esto no me molesta, de hecho creo que traerlo de vuelta ha sido una decisión sabia; ahora mismo, lo que me quita las ganas de jugar es el diseño base del juego.

HQ

Cuando nos presentaron las actividades de temporada por primera vez, fue verdaderamente emocionante. Tanto si hablamos de la Armería Negra en la Temporada de la Fragua, como del Reloj Solar en la Temporada del Alba, hemos tenido una gran variedad de modos de juego que han ofrecido cosas nuevas y, en su mayoría, han resultado muy divertidos y entretenidos. No obstante, conforme iba pasando el tiempo e iban llegando nuevas temporadas con nuevas actividades que reemplazaban las anteriores, se empezó a hacer evidente el bucle de hacer que los jugadores prueben el mismo modo de juego durante meses, antes de hacer lo mismo unos meses más tarde. Ahora, con la Temporada del Simbionte, más de dos años después desde que sacaron la Temporada de la Fragua, el único contenido que nos han dado que no ha seguido la misma rutina reciclada han sido estas grandes expansiones: Bastión de Sombras y Más allá de la Luz.

Si tenemos en cuenta que la próxima gran expansión será la Reina Bruja, que saldrá en 2022, seguramente podemos esperar dos, o quizá tres temporadas de más de lo mismo antes de que nos traigan una tanda de contenido interesante y realmente refrescante.

Tengo que decir que Destiny 2 sigue siendo un juego con un acabado bastante inigualable, y los controles básicos son sinceramente fantásticos. El uso de las armas, las habilidades, el diseño del mapa y del mundo, los gráficos, los controles, la historia y el 'lore'... todo está increíblemente bien hecho. Sin embargo, después de realizar tantas veces exactamente el mismo Asalto, o después de tantas horas en las que las habilidades de inmovilidad te destrozan por completo en el modo Crucible, al final empiezas a alejarte y a buscar en otro lugar tu dosis de shooter de ciencia ficción.

Destiny 2Destiny 2

El modo Crucible, y el propio PvP es algo completamente diferente. Se enfrenta a una cantidad excesiva de problemas, por un lado porque realmente nunca hay nada nuevo que hacer, y por otro, debido a los numerosos problemas con los trucos y a la forma en la que la inmovilidad se carga el ritmo frenético de un shooter en primera persona. Muchos de estos problemas no se pueden solucionar con más contenido, sino que resaltan otros problemas en los que el título espacial de Bungie tiene que trabajar. No obstante, si le preguntaras al jugador medio del modo Crucible si prefiere tener una nueva actividad de PvE que solo dure tres meses, o unos pocos mapas y modos de juego nuevos para jugar en PvP, la respuesta estaría bastante clara.

Por supuesto, Destiny 2 es más que un juego PvP. Bungie tiene que cuidar también a los jugadores que no quieren luchar contra otros, y es por eso que este mismo argumento se puede aplicar a los Asaltos, a los Eventos públicos y al Ocaso, por decir algunos. Estos modos de juego de temporada están muy bien hechos y son divertidos, pero si no duran mucho, la experiencia principal de Destiny 2 será exactamente la misma, temporada tras temporada, como lo que está pasando ahora mismo.

Hay atisbo de esperanza aquí y allá: la misión de Presagio, necesaria para desbloquear el catalizador del Cuento del Hombre Muerto, es un ejemplo perfecto. Sin embargo, no se ha tenido en cuenta la rejugabilidad en este tipo de actividades, que es un aspecto esencial de casi todos los títulos de servicio en vivo. Caray, si es que El Susurro fue una misión del Año 1 de Destiny 2, y desde que desbloqueé el Susurro del Gusano y su rifle de francotirador, me quedé sin motivos para volver y jugarla de nuevo.

Destiny 2Destiny 2

Me encanta Destiny 2, de verdad. Es un juego al que le solía dedicar horas, día tras día, sin cansarme. No obstante, ahora mismo, el concepto de tener que jugar durante una gran cantidad de tiempo para completar un pase de batalla resulta agotador, y dedicarle horas a una actividad de temporada que va a desaparecer enseguida no tiene sentido, incluso si el equipamiento que gano me lo puedo quedar. Y no me hagáis hablar del bucle de entrar todos los días en la lista de juego de Asalto para hacer las mismas cinco o seis misiones (al menos esa es la sensación que da) y conseguir unas cuantas recompensas diarias, necesarias para acumular experiencia y poder completar el pase de batalla antes de que desaparezca para siempre al final de la temporada.

Es por esto por lo que la Reina Bruja tiene que ser buena, muy buena. A diferencia de las primeras expansiones, podrían pasar más de 18 meses entre Más allá de la Luz y la Reina Bruja, y si tenemos en cuenta el cambio en la planificación del desarrollo, puede que ni siquiera recibamos la próxima expansión, Lightfall, hasta 2023. Eso es mucho tiempo para que el único contenido que tenga una duración más larga sea el Asalto o una Incursión que vuelve del Almacén de contenido de Destiny. Como Bungie suele traer novedades emocionantes para Destiny 2 alrededor de septiembre o noviembre, estoy deseando que nos dé algo interesante con lo que mantenernos cerca hasta que salga la nueva expansión, pero mi intuición me dice que eso no va a suceder y que estaremos hambrientos de contenido nuevo y fascinante durante los próximos meses.

HQ
Destiny 2Destiny 2

Contenido relacionado

Destiny 2: El estrategaScore

Destiny 2: El estratega

ANÁLISIS. Autor: Kim Orremark

La primera expansión de Destiny 2 fue un esperpento. Partiendo de ese nivel, veamos qué depara la segunda.



Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.