Español
Gamereactor
avances
Destiny

Destiny: El Rey de los Poseídos - impresiones E3

¿Será la joya de la corona de Bungie, o nos están pidiendo que paguemos el rescate de un rey?

Suscríbete a nuestra newsletter

* Campo obligatorio

Destiny tendrá una expansión en septiembre. Una bastante grande, de hecho. La jugamos el otro día en Los Ángeles, en el E3, y esto es lo que pensamos de nuestro primer encuentro con el Rey de los Poseídos.

De entrada, jugamos a una versión resumida de una nueva misión de historia. Era la primera de la nueva campaña y se sitúa en Fobos, la luna de Marte. Parece Marte de noche, no tiene el mismo brillo rojo, es más oscuro, más deprimente. Empezamos con un descenso por la montaña, durante el cual nos cruzamos por primera vez con nuestro nuevo adversario; aunque estos enemigos Poseídos son un poco flojos, solo estaban ahí para caerse y morir.

Nos gusta el nuevo tipo de enemigo. Los encuentros son más interesantes, nunca sabes qué esperar de ellos. Se parece un poco a las misiones Nightfall, con los modificadores que obtienes en ellas. Son los mismos enemigos que ya conocemos, pero hacen cosas diferentes, y sin duda nos harán ir con pies de plomo cada vez más conforme aumente la dificultad. Bungie no ha contado nada de la historia más allá de lo que ya se sabe, pero la sensación que nos dieron fue definitivamente de zombis. Parecían casi fantasmas, son muy pálidos y este acabado visual hace que entrar en su base sea como meterse en una mansión encantada. En la demo, lo único que vimos fueron variantes de los Cabal, pero aún queda más por venir.

Volvemos a la primera misión. Barrimos a la primera tanda de enemigos y entramos a una base, y dentro había grietas negras por todas partes. No sabemos qué son exactamente, pero nos causaron mucha impresión y estamos intrigados. Hubo una mini-lucha contra un jefe, un enemigo enorme en medio de la sala, y a su alrededor había Poseídos, los nuevos Psion que en esta ocasión se multiplican por dos si no los eliminas cuanto antes.

Pasamos la misión tres veces. Al principio había mucho diálogo, y parece que hay más historia que antes. En la segunda partida quisimos usar nuestro súper contra el jefe, pero los Psions se abalanzaron sobre nosotros mientras la cargábamos; se habían multiplicado tantas veces que enseguida teníamos que ponernos a la defensiva. El resto de la misión fue más de lo mismo. Pasillos, más Psions, centuriones Cabal, nuevas armas Legendarias. Vimos unos guanteletes exóticos nuevos, que parecen la versión de Arco de los Rompesoles, con relámpagos que recorren el guante. El resto de objetos que vimos eran Legendarios, incluida la nueva pistola con silenciador de energía solar, un arma que los jugadores sin duda codiciarán.

Probamos las tres nuevas subclases, cada clase obtendrá una nueva versión basada en el elemento que antes no tenían.

Los Cazadores tendrán que aprender a manejar el Acechatinieblas. Experimentamos con la nueva granada de muro vacío; después de explotar forma una especie de pared. No solo puedes dañar a los enemigos con la explosión inicial, después tienes un muro que defender, y viene genial para controlar a los demás luchadores. Las antiguas clases de Cazadores eran prácticamente la punta de lanza del equipo, pero esta nueva característica parece más orientada al apoyo. Con el nuevo arco, por ejemplo, cuando le das a un enemigo le ralentiza a él y a todos los que estén a su alrededor, y salen unos cables que los retienen. Como la granada, es genial para controlar grupos grandes de enemigos, y en concreto funcionó muy bien con los Psions que se multiplican. El objeto de ataque cuerpo a cuerpo de esta nueva clase no es de cuerpo a cuerpo en realidad, es una granada de humo que ralentiza y desorienta a sus enemigos (con la opción de añadirle toxinas o dejar un residuo pegajoso y explosivo).

De las nuevas clases, la que más mola es probablemente el Titán Quiebrasoles. Su granada incendiaria suelta enormes oleadas de fuego. La nueva súper, Martillo del Sol, arma al jugador con martillos en llamas que, una vez activados, se pueden lanzar al oponente para conseguir muertes con un solo disparo, al estilo El Hombre de la Pistola de Oro. Hay bonus diferentes, uno de ellos Carga Solar, que te permite cargarte más que tus oponentes y aplastarlos con muchísimo daño. Para seguir con el tema flamígero, hay un nuevo ataque cuerpo a cuerpo llamado Impacto Solar, y como todas las habilidades, se hace más potente y tiene efectos adicionales a medida que subes de nivel.

Invocatormentas es la tercera y última subclase nueva, para todos los Hechiceros. Bungie nos la describió como ser el Emperador de Star Wars y hacer que lluevan rayos de la Fuerza sobre tus enemigos. La nueva granada atronadora no es intermitente como la granada relámpago que la precedió, sino que atrae un ataque localizado de relámpago que golpea al detonarlo y ataca con un largo estallido. También hay un ataque eléctrico cuerpo a cuerpo. Cuando activas Trance Tormentoso, flotas sobre el campo de batalla, lanzando rayos a tus enemigos. Lo mejor es que los rayos se encadenarán cuando varios enemigos avancen en grupo. Es algo genial para manejar grandes grupos, y funcionaría muy bien con el nuevo arco del Cazador.

Destiny

No solo jugamos el modo PvE, también pudimos probar los nuevos modos PvP. Caos es una variante que se puede aplicar a varios tipos de juego. Todo se pone al máximo, todo carga más rápido; súper habilidades, granadas, munición pesada, todo está disponible más a menudo. Imagínate que todos los jugadores lleven la Golden Gun; esa es la sensación que da. Todos están tirando orbes, lanzando súper por todas partes. El reemplazo es tan rápido que el caos es total. El modo parece divertido, una buena forma de descargar tensiones, pero quizá no está lo suficientemente equilibrado para garantizar que dé mucho juego.

La Grieta es el nuevo modo Crisol, la variación de Bungie del modo "capturar la bandera", pero para nosotros era más similar al Uplink de Call of Duty. Comienzas en lados opuestos, cada equipo tiene una base, y el enemigo tiene que anotar en la base de tu equipo. En el centro hay una zona con un orbe (o chispa) que hay que recoger y llevar a la base enemiga (hay un periodo de recarga al principio y después de que un equipo haya cogido el orbe o chispa). Al anotar, ya puedes entrar sin más en la base enemiga, y esto te dará algunos puntos (gana el primero que llegue a 20.000 puntos), pero si entras de espaldas a la base enemiga darás una voltereta hacia atrás y ganarás más puntos. Ganas puntos por matar, por recoger el orbe, por anotar; hay marcadores invisibles entre el área central y la base de cada equipo, y ganas puntos por pasar cada marcador. Lo raro es que no necesitas anotar para ganar, puedes simplemente matar más a tus enemigos de lo que te maten a ti, y por esto, el objetivo no parece tan importante. Aun así, es agradable tener un nuevo modo objetivo, sobre todo uno que recuerda tanto a los modos Asalto de Bungie como veíamos en los juegos de Halo de antaño.

Solo jugamos en uno de los nuevos mapas multijugador, pero hay varios más en la expansión. El que probamos entusiasmará a los jugadores, sin duda, porque hay Guardianes apostados cara a cara en la Torre (o una versión de ella). No estamos seguros de la historia que rodea a este mapa, y hay algunas diferencias entre esto y el núcleo social que todos conocemos tan bien, pero fue muy guay, de todas formas. Bungie también mencionó el nuevo modo Raid; estará situado en el acorazado de Oryx, y se centrará más en los puzles. Es todo lo que sabemos por ahora, pero esperamos que vuelvan a ponerse en forma y que nos den algo que se parezca más a la Cámara de Cristal y menos al Fin de Crota.

En resumen: las subclases están genial, y le proporcionarán una variedad a los jugadores que necesitaban mucho, sobre todo a aquellos que sigan jugando lo suficiente para manejar personajes de las tres clases. Solo con lo que hemos visto hasta ahora es difícil juzgar la misión de historia, aunque la disposición de los Poseídos da la sensación de que habrá más variedad momentánea. Parece que la historia del Rey de los Poseídos se impulsará más con diálogo, pero no en exceso; no jugamos al Destiny por la historia, y parece que Bungie va por buen camino en lo que respecta a presentar una nueva trama. Nos gusta que estén desarrollando la historia de Crota, dándole la vuelta a la tortilla: donde antes vengábamos a los Guardianes caídos, ahora nuestros enemigos vienen a por nosotros para devolvérnosla.

Llegamos al final del avance y la única cuestión que queda es relativa al valor del juego: ¿va a merecer la pena invertir en El Rey de los Poseídos? En cierto modo, depende de dónde vivas. Tiene un precio de 39,99£ y 39,99$ (y 39,99€, creemos). Para los jugadores norteamericanos, eso supone un gasto de unas 25£ (unos 35€ al cambio), bastante menos que los jugadores de Reino Unido. Y por si fuera poco, está la publicitada defensa de Bungie de su edición de coleccionista, en la que el estudio sugiere que los jugadores que quieran 'emotes' exclusivos deberán apoquinar y comprar contenido que ya tienen.

Es incluso peor para los jugadores de Xbox, porque una vez más vuelve el contrato de exclusividad de PlayStation. Aunque los juegos exclusivos para esta plataforma del año pasado pasarán a tener versión para Xbox a su debido tiempo, los jugadores leales a Bungie en consolas de Microsoft estarán sin duda frustrados porque los traten de nuevo como ciudadanos de segunda.

Es triste que nos quede un sabor de boca un poco amargo, porque todo lo que hemos visto hasta ahora de El Rey de los Poseídos indica que será otra inyección de contenido muy necesaria para el soberbio shooter online de Bungie. Aún hay tiempo para que el estudio se replantee tanto el precio como la política de recompensas a jugadores veteranos (de hecho, Bungie ha sugerido que se regalará a los veteranos cosas bastante interesantes, aunque el tema de qué serán exactamente sigue rodeado de misterio), y asegurarse de que los fans leales de todo el mundo sientan que reciben calidad a cambio de su dinero, porque de momento la postura actual del estudio es lo único que nos impide emocionarnos mucho con la próxima expansión de Destiny.

Actualización:

Bungie se ha disculpado por cómo manejaron el contenido de la edición de coleccionista, y lanzará los deseados 'emotes' como contenido descargable independiente.

Contenido relacionado

Destiny: El Rey de los PoseídosScore

Destiny: El Rey de los Poseídos

ANÁLISIS. Autor: Mike Holmes

Se cumple un año tras el lanzamiento de Destiny, y El Rey de los Poseídos supone una gran inyección de un contenido que le hacía mucha falta.



Cargando más contenido


Cookie

Gamereactor usa cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.